Breve historia de la máquina de coser

96 374 60 25
Breve historia de la máquina de coser

La venta y reparación de máquinas de coser en Valencia trae a la memoria la historia de este artilugio imprescindible para la industria y la sociedad. Sigue leyendo y descubre la historia de la máquina de coser y algunas anécdotas curiosas.

Hoy en día, la venta y reparación de máquinas de coser en Valencia forma parte de nuestra vida. Pero ¿sabes dónde nació la primera máquina de coser? En el siglo XIX toda la ropa se cosía a mano. Armados de aguja e hilo, en cualquier casa se zurcían pantalones, chaquetas y vestidos.

Hasta la llegada oficial en 1846 de la primera máquina de coser, hubo varios intentos infructuosos de fabricar máquinas de coser que no cumplían bien con su cometido. Aparatos que, en vez de usar aguja, utilizaban un gancho y formaban puntada en cadena.

En 1834, el señor Walter Hunt diseñó y construyó la primera máquina que cosía con punta cerrada. Con un cabezal oscilante, se podía crear un nuevo punto y un pespunte. Sin embargo, su inventor no estuvo avispado y no la patentó.

Once años después, Elias Howe perfecciona los elementos de la máquina de Hunt y la patenta. Se cuenta que creó la aguja con ojo, fundamental para el uso de la máquina de coser, gracias a una pesadilla en la que unos caníbales lo atacaban con lanzas que tenían orificios en las puntas.

Pero, sin duda, el verdadero impulsor-creador de la máquina de coser tal como la conoces hoy, es Isaac Singer. A la aguja con ojo, le añadió un prénsatelas que mantenía el tejido estirado sobre una superficie horizontal y que facilitaba coser en cualquier dirección. También añadió el famoso pedal para que la máquina consiguiese un movimiento continuo.

Desde entonces, la historia ha evolucionado y en Ruanosa somos especialistas en la venta y reparación de máquinas de coser de todos los modelos y características.